TRAS VARIAS DÉCADAS DE ESPERA, PEQUEÑOS PRODUCTORES RECIBEN TÍTULOS DE PROPIEDAD

Tegucigalpa, 8 de julio. El lanzamiento por parte del Gobierno del Programa de Desarrollo Agrícola de Honduras fue motivo de una doble celebración para los pequeños productores organizadas y no organizadas de los pueblos indígenas y afro descendientes.

Este programa, lanzado por el presidente Juan Orlando Hernández, se inició con la entrega de títulos de propiedad a 11 organizaciones campesinas, en su mayoría representadas por mujeres.

“Me siento muy feliz, muy feliz; teníamos 18 años de estar en esta lucha por obtener el título de propiedad”, dijo Blanca Portillo, en representación de la empresa Bellezas del Campo.

Aseguró que ahora que tienen su título de propiedad desarrollarán nuevos proyectos para la zona de San Juan Pueblo (Atlántida), entre ellos la luz eléctrica, el agua potable y otros.

Fedrina Santiago, miembro del Movimiento de Mujeres 10 de junio y otra de las mujeres beneficiadas, expresó que “le doy gracias a Dios primero, que nos dio tanta fuerza para seguir luchando”.

“Desde 2001 llevamos luchando y no ha sido fácil; primeramente en la historia que nosotras la mujeres empezamos a meter expedientes en el Instituto Nacional Agrario (INA) y fue una realidad”, dijo Santiago sin esconder la emoción.

Este programa se desarrollará de la mano de la Fuerzas Armadas de Honduras y las instituciones afines al sector agrícola; más allá de la entrega de títulos de propiedad también viene el acceso al crédito para los campesinos.
Florencio Lemus, representante de Campesinos Unidos y también originario de Atlántida, dijo que “le agradezco mucho a mi padre celestial y a don Juan Orlando que nos ha entregado este título”.

Lemus recordó que desde antes del paso del huracán Mitch, en 1998, luchaban por un documento de legalización y haberlo obtenido, puntualizó, “es como un sueño porque mucho habíamos trabajado por esto”.

La meta del INA es otorgar 19.000 títulos de propiedad, con el apoyo de la Secretaría de Defensa Nacional, la Secretaría de Agricultura y Ganadería y el Instituto de Conservación Forestal (ICF).